Observaciones del Señor:

… “Quiero que vosotros, con esta palabra que os he dado, en cumplimiento de Mis profecías, forméis volúmenes, después hagáis extractos y análisis de ella y la deis a conocer a vuestros hermanos” Cap. 59, 1

... “Con este Libro* que llegará a reconocer la humanidad como El Tercer Testamento, defenderéis Mi causa Divina. La humanidad sólo reconoce la Ley del Primer Tiempo y lo que escrito está en el Primero y Segundo Testamento, mas vendrá el Tercero a unificar y corregir lo que los hombres han alterado por falta de preparación y comprensión.” Cap. 6, 9 - 10

“Mi palabra quedará escrita para todos los tiempos, con ella formaréis el libro del Tercer Tiempo, El Tercer Testamento, el último mensaje del Padre, porque en los tres tiempos ha tenido Dios su pluma de oro para dejar su sabiduría a la humanidad.” Cap. 6, 37

“Formad con mi palabra un libro. Extraed de ella la esencia, para que alcancéis a tener el verdadero concepto de la pureza de mi Doctrina. En la palabra trasmitida por el portavoz, podéis encontrar errores, mas no así en la esencia. Mis intérpretes no siempre han estado preparados; por eso os he dicho que no la miréis superficialmente, sino que penetréis en su sentido, para que podáis encontrar su perfección. Orad y meditad, para que podáis comprenderla.” Cap. 59, 12 - 3

___________________
    * Cuando muchísimas veces, el Señor menciona “El Libro de la Vida” o simplemente “Mi Libro”, no se refiere a ningún libro material como éste, sino al “todo de su Doctrina y Enseñanzas” de éste Tercer Tiempo, entregadas a la humanidad en México, desde su primera   cátedra en 1884 hasta 1950. En éste así denominado “Libro”, nos trajo su Tercer Testamento, como expresamente y repetidas veces nos aclara en sus palabras, reproducidas – entre muchas otras - en el Capítulo 63, 82 – 83 de este libro.